Sacan a concurso el bus urbano tras 18 años con La Alcoyana


El Ayuntamiento prevé mantener las tres líneas sin cambios y no contempla modificaciones por la línea 2 del TRAM

La Concejalía de Infraestructuras sacará a concurso las líneas de autobús urbano de San Vicente del Raspeig, que desde hace 18 años viene prestando La Alcoyana, del grupo Subús. El servicio nació de forma experimental en marzo de 1995 y desde entonces la citada mercantil ha mantenido la concesión prórroga tras prórroga.

La última renovación se acordó en diciembre de 2012, por un año más. Aunque entonces ya se planteó la necesidad de sacar a concurso este servicio, el equipo de gobierno consideró conveniente esperar a que entrara en funcionamiento la línea 2 del TRAM debido a que el nuevo medio de transporte podría afectar en gran medida a las características del transporte urbano.

Ahora, a punto de vencer de nuevo el plazo, el concejal del área, Rafael Lillo, ha presentado a la oposición el borrador del pliego de condiciones y les ha citado a una reunión la próxima semana a la que también asistirán técnicos municipales. «El objetivo es abrir un proceso competitivo al que se puedan presentar otras empresas y ofertar precios y mejoras respecto a las planteadas en los pliegos de condiciones técnicas y administrativas», apuntó ayer el edil de Infraestructuras. También avanzó que, ante el inminente vencimiento del último convenio con La Alcoyana, habrá que aprobar otra prórroga por unos meses hasta que se adjudique el nuevo contrato.

Actualmente funcionan en San Vicente tres líneas –45, 46A y 46B– que se financian con los billetes de los usuarios más 178.185 euros de aportación municipal. El nuevo pliego eleva esta cifra a 184.634 euros, aunque la cantidad puede rebajarse si se presentan varias empresas a concurso. Además hay que sumar la subvención que aporta el Ayuntamiento para el Carné Oro y la tarjeta Mobilis Oro para jubilados y pensionistas.

Aunque ahora ya está en funcionamiento el tranvía, el responsable municipal de Infraestructuras explicó que el pliego de condiciones no prevé variaciones en las tres líneas al considerar que están dando buen resultado tras la modificación de paradas realizada en marzo de 2012. El edil recordó que «en su primer año de funcionamiento se incrementó en más de un 16% el número de usuarios respecto al mismo periodo del año anterior, alcanzando un total de 48.466 pasajeros», lo que supone un incremento de más de 6.000 viajeros respecto a antes de la reestructuración.

Alegaciones
El portavoz del PSOE, Rufino Selva, lamentó tras conocer el borrador que el nuevo pliego «no contemple ni un solo metro más de ampliación de líneas y ni una sola modificación de frecuencias tras el importantísimo recorte que este servicio sufrió hace dos años y que casi limitó a la mitad el servicio». Asimismo, destacó que «el único dato que aumenta es el precio del contrato pese a que no se aumentan las frecuencias, horarios y, lo que es más preocupante, no se prevén conexiones con el TRAM, TAM ni cercanías». Para Selva, «el PP plantea un pliego de condiciones para el bus urbano incierto y con una caducidad de un año, preso del temor a los impagos de la Generalitat Valenciana para mantener el sistema de transporte interurbano TAM y la continuidad de prestar servicio de manera pública en la línea 2 del TRAM».

También la portavoz de Esquerra Unida, Mariló Jordá, sospecha que la licitación sólo por un año se debe a que «están pendientes de qué se va a hacer con el TAM». Por otra parte, como el servicio se prestará con vehículos alquilados al otorgar la concesión por un periodo corto, esta formación propone que el Ayuntamiento alquile el microbús directamente, contrate al personal «y se ahorre el beneficio industrial y los gastos generales». Además, anuncia que solicitarán «la subrogación de los trabajadores para que nadie de La Alcoyana se quede sin empleo».
Rafael Lillo replicó que es «falso» que la situación del transporte interurbano concidione el pliego para el autobús urbano pues «la licitación será por un año prorrogable a dos más y el transporte urbano no está subvencionado por la Generalitat».

También destacó que tanto las líneas urbanas como las interurbanas «ya garantizan las conexiones» entre el Hospital y el centro de salud I con el centro de salud II y la parada del TRAM «cada diez minutos, con distintas paradas intermedias, además de hacerlo con los barrios y las zonas diseminadas del extrarradio».

Enlace

Advertisements
Aquesta entrada s'ha publicat en TRAM i etiquetada amb , , , , , , , . Afegiu a les adreces d'interès l'enllaç permanent.

Deixa un comentari

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

Esteu comentant fent servir el compte WordPress.com. Log Out / Canvia )

Twitter picture

Esteu comentant fent servir el compte Twitter. Log Out / Canvia )

Facebook photo

Esteu comentant fent servir el compte Facebook. Log Out / Canvia )

Google+ photo

Esteu comentant fent servir el compte Google+. Log Out / Canvia )

Connecting to %s